El otro día leí por fin el cómic que publicó Enrique Flores sobre los primeros días del movimiento 15M en Madrid. Casi un año después, sirve quizá como si pasaras rápidamente unas fotos de recuerdo un poco al azar.

portada

Su intención no es analizar ni dejar un detallado testimonio. El resultado es agradable y te trae a la mente los dilemas, debates, anécdotas, multitud de imágenes.

Por la cantidad de cosas que ocurrieron, la verdad es que gustaría encontrar un cómic más hondo, que contara historias de varias personas y cómo pasaron y sintieron los días allí.

Me gusta el detalle de cuando indica que en las pancartas de Sol hay más ideas que en los programas electorales.

pancartas