el blog de los proyectos de Olga Berrios

Justicia social

Hoy ya no hay guerras

En una sociedad bien organizada como la nuestra, nadie tendrá ocasión de ser noble ni heroico. Es preciso que las circunstancias se hagan fundamentalmente inestables para que tal ocasión pueda surgir. Donde hay guerras, donde hay juramentos de fidelidad, donde hay tentaciones de resistir, donde hay objetos de amor porque luchar o que defender, allí, naturalmente, nobleza y heroísmo tienen explicación. Pero hoy ya no hay guerras. Se tiene el mayor cuidado de preservarse de amar a nadie demasiado. No hay juramentos de fidelidad; está uno acondicionado de tal suerte que no puede dejar de hacer lo que tiene que hacer. Y lo que tiene que hacer es, en conjunto, tan agradable, tantos impulso naturales se dejan manifestarse libremente, que no hay  en realidad tentaciones de resistir.

Aldous Huxley en “Un mundo feliz”.

Cosas mías:

  • ¿Heroísmo?, ¿nobleza? … Yo prefiero justicia social, cooperación. Heroísmo suena a individual y a sacrificio, suena a alguien que destaca mientras el resto se siente incapaz
  • ¿Qué circunstancias hacen que actuemos? ¿Qué circunstancias hacen que no actuemos?
  • ¿Somos conscientes de nuestro acondicionamiento?
  • ¿Qué es lo que tenemos que hacer?, ¿hacemos lo que hay que hacer o lo que creemos que tenemos que hacer?

1 Comment

  1. Elena

    “En Cholon hace una semana, los coreanos detuvieron a un niño vietnamita que se había infiltrado en su campamento para robar comida. Lo detuvieron y emplearon veinticuarto horas en matarlo. ¿Sabes cómo? Empalándolo. He escrito esto, empalándolo. Y tenía ocho años.

    ¡Dios mío! ¿Por qué los hombres hacen estas cosas? Hombres con dos brazos, dos piernas y un corazón. Hombres considerados normales, mentalmente sanos. En tiempos de paz sucede una cosa semejante y la gente grita horrorizada: intervienen tribunales, sacerdotes, psiquiatras. Sucede esto en tiempos de guerra y nadie hace caso, nadie invoca tribunales, sacerdotes ni psiquiatras. Nadie pronuncia la palabra locos, asesinos. Y los hombres van a la Luna, y los hombres curan el cáncer, y los hombres se sienten orgullosos de ser hombres y no árboles o peces. Hay momentos en los cuales me gustaría haber nacido árbol o pez.”
    (“Nada y así sea” – O. Fallaci)

    Me gusta más la palabra “causa” que la palabra “guerra”. Porque guerras, haberlas, sigue habiéndolas, y hacen que a veces no me parezca tan horrible el (horrible) mundo feliz de Huxley.

Leave a Reply