olga berrios

la broma

el blog de los proyectos de Olga Berrios

Ecología, Feminismo, Justicia social

Charla sobre ecofeminismo y decrecimiento

Este finde he estado en las jornadas sobre decrecimiento que se han organizado en el Patio Maravillas.

Os paso algunos apuntes de la charla sobre ecofeminismo y decrecimiento que ha dado Amaia Pérez:

  • El ecofeminismo ve una conexión entre la explotación y la degradación del mundo natural y la subordinación y la opresión de las mujeres. (vía Women and Life on Earth)
  • El objetivo del ecofeminismo es descentrar a los mercados y poner en cambio en el centro los procesos que satisfacen las necesidades humanas. Es decir, la producción realmente no satisface estas necesidades
  • Poner en el centro de todo la vida antes que el mercado es el primer punto de unión entre ecología y feminismo
  • Cuestionamos que el “crecimiento económico” sea positivo
  • Los trabajos no remunerados (y no me refiero al activismo, sino sobre todo a los que realizan las mujeres) son el grueso del trabajo que sostiene el sistema. No son un suplemento, son el centro: si las mujeres no criaran a las y los trabajadores y consumidores, no habría sistema
  • Entendemos como cuidados son la gestión y el mantenimiento de los cuerpos de la gente
  • Si tenemos en cuenta sus trabajos no mercantilizados, la mayor carga global de trabajo en el mundo la realizan las mujeres
  • Sin embargo, a pesar de que la mayoría de las horas de trabajo las realizan las mujeres, la distribución de los recursos y los derechos sociales es brutalmente injusta
  • Se da un conflicto de lógicas entre el capital y la vida. Se pone al servicio de la producción las vidas, en lugar de la producción al servicio de la vida. Esto tiene que ver con ideas patriarcales relacionadas con el desprecio por la gestión de la vida. La acumulación entra dentro de la lógica patriarcal de trascender (más allá de la muerte) más que de permanecer
  • Podemos imaginar el sistema económico como un iceberg. Lo que se ve son relaciones económicas mercantilizadas y reflejan también el poder. Lo que no se ve es indispensble para que el resto quede a flote: son los cuidados
  • Las necesidades de la vida están al servicio del mercado
  • La conciliación y otras cuestiones de moda ahora son sólo una de las formas de ver las muchas grietas del sistema, no es la solución
  • Estamos ante una crisis de los modelos de crecimiento urbano (ciudades que nos dividen, que nos estresan), precarización laboral (otra forma de esclavitud, encima legitimada) y un modelo de vida individualista, consumista y autosuficiente (me empeño en hacer las cosas sola, creyendo en que los servicios del mercado me solucionarán la vida, no pienso en la vulnerabilidad de mi cuerpo)
  • Hombres en general, Administración y empresas deben asumir las responsabilidades de los cuidados. Generalmente no se suele señalar a las empresas, cuando realmente la sociedad les está dando mano de obra criada y formada de forma gratuita. Podría crearse un impuesto de procreación para las empresas: que paguen el que la sociedad les provea de tanta mano de obra
  • ¿Conciliación? La conciliación es mentira. Lo que se está produciendo es una redistribución de los cuidados de forma intergeneracional (las abuelas se ocupan) o acudiendo al mercado (cuidadoras o guarderías con mujeres inmigrantes o de clase económica baja, personas que aguantan condiciones infernales de trabajo). Al final lo que ocurre es que se redistribuyen los cuidados… sobre otras mujeres
  • El sistema es insostenible, no sólo en términos medioambientales, sino en términos de desigualdad
  • El sistema necesita de por sí esclavxs para existir. Sin clases, este sistema no funciona. Necesita empleados ya criados, formados y sin cargas familiares, sin embargo no tiene en cuenta todo el trabajo invisible realizado para que esa mano de obra exista
  • Apuesta: no buscar el pleno empleo, sino la reducción de la jornada laboral y un equilibrio salarial
  • No tenemos claro el modelo social que queremos, tenemos que pensarlo entre todas y todos
  • Apuesta: invertir menos en infraestructuras (que es lo más contaminante y de lo que produce más especulación) y más en un sistema de cuidados
  • Apuesta: reparto de trabajos, tanto no pagados como pagados
  • No cuidar es procapitalista
  • Apuesta por la CUIDADANÍA

La verdad es que con la charla me han entrado muchas ganas de aprender más sobre todo esto.

1 Comment

  1. María

    Efectivamente, esto de que la sociedad occidental ya está prácticamente modernizada en sentido de la liberación de la mujer, no es así. Y desgraciadamente esto se agrava cuando nos dirijimos a las clases media, media baja y baja y ahora en España la realidad ha creado una cuarta clase, vergonzoso por otro lado, que es la clase de las inmigrantes. Tanto es así, que las mujeres inmigrantes, en mayoría son víctimas de la explotación en sus hogares por sus parejas y en la calle por sus empleadores. Y aquí me refiero por ejemplo a un artículo que me llamó la atención sobre cómo se está explotando a la mujer imigrante en la industria textil española. Es muy preoupante, la verdad. Aquí os dejo el artículo: http://www.humania.tv/noticia_las_mujeres_inmigrantes_principales_victimas_de_la_explotacion_laboral_en_el

Leave a Reply

Copyleft 2020 la broma

Theme by Anders Norén