Me escribe mi hermana:

Estábamos viendo un reportaje de Canal Sur sobre la necesidad de permitir en los hospitales una mayor naturalidad y comodidad en el parto. Y le pregunto a mami: “¿Y a ti te tratraron bien?”

– No estuvo mal. Lo curioso fue el parto de Olga. Entraron un montón de estudiantes de medicina para mirar. Luego hasta me trajeron un folio con una lista de nombres para ponerle.

– ¿Y sacaste de ahí el nombre?

– ¡Qué va! Todos los nombres los puso el papi. Y cuando nació, como habían seguido todo el nacimiento, ¡todo era una fiesta!, y se la llevaban de una habitación para otra…