el blog de los proyectos de Olga Berrios

Transexualidad

Crónica de una reivindicación 3

En Ferranz alguien echa fotos a Kim Pérez, a Carla Antonelli y a otros. Un tipo de azul gestiona todo. Tiene un móvil colgando de la oreja. Carla comenta que le está tratando fríamente a pesar de que antes eran amigos íntimos. ?Así da gusto?, responde Ion.

Cuarta planta. La sala es asfixiante. El edificio inteligente es tan inteligente que nos va a asar. El cerebro está apagado y ni se pueden abrir las ventanas ni encender el aire acondicionado. ?Esto es una técnica para que digamos sí a todo?, cuchicheó alguien.

Zerolo habla y habla y habla. ¿Quién le pidió tal discurso?, ¿por qué no mienta de una vez ya la ley? Tanta palabrería sembró aún más la desconfianza. Y aún peor: nos agota aún más que el calor y la falta de oxígeno que estábamos aguantando.

Aquel edificio inteligente era como la política: una guerra de desgaste.

Leave a Reply